TIM

Written by admin on . Posted in Caso del Mes

Timcabecera

Tim es un gatito común europeo de 1 año de edad.

Hace unas semanas nos visitó de urgencia debido a un grave y no muy conocido problema.

Aprovechando que su familia humana había salido de casa Tim decidió dar una vuelta por el jardín, como cada día, y tomar un poco el sol. El problema sucedió al intentar volver a entrar en el interior de la casa.

La entrada que Tim eligió para regresar dentro Capturafue una ventana abatible que se encontraba semiabierta. Con tan mala suerte que se quedó atrapado en el ángulo de la ventana, sin poder entrar y tampoco salir. Tras una hora, cuando su familia llegó pudieron liberarlo, pero, al dejarle en
el suelo, observaron que no podía movilizar las extremidades posteriores, de forma que Tim se arrastraba. Inmediatamente acudieron a consulta. Al subir a Tim a la mesa de exploración comenzamos a observar ligera movilización de las extremidades tra
seras y constatamos que Tim tenía sensibilidad en ellas.En la exploración general nuestro pequeño amigo mostraba dolor en la zona de compresión, y la presencia de diarrea líquida con contenido en sangre (Tim no podía controlar su esfínter anal).

¿Qué le estaba pasando a Tim?

Tfb66dda1f9f4im padecía el “Síndrome del gato atrapado en la ventana”. Este curioso y peligroso síndrome es más habitual de lo que se p
ueda pensar, ya que en muchos hogares los gatos tienen acceso al exterior mediante este tipo de ventanas.

Es una patología muy grave ya que produce una compresión tal que se produce un síndrome de isquemia-reperfusión agudo. 

Esto quiere decir que, durante el tiempo que los gatos están atrapados, sus vasos sanguíneos se comprimen(sobretodo la aorta abdominal), impidiendo que llegue el riego a las diferentes partes del cuerpo (extremidades posteriores, intestino, riñones, etc). Cuando el gato se libera es como si se “quitase un tapón”, volviendo el flujo de sangre de forma inmediata y súbita a todo el organismo, lo cual produce que se liberen ciertos metabolitos y radicales libres indeseables, que producen toxemia (agentes tóxicos en circulación sanguínea) en el organismo. El pronóstico es desfavorable si no se observa una recuperación del cuadro en las siguientes 24 horas. 

¿Cómo tratamos a Tim?

En primer lugar realizamos radiografías abdominales y de las diferentes estructuras óseas. Debíamos comprobar que la vejiga  y el bazo se encontrasen íntegros, sin que se hubiese producido ningún desgarro en ellos que pudiese complicar aun más el cuadro. Además, y debido a la paraplejia que Tim presentaba en el momento de la consulta, era necesario realizar una evaluación de la columna vertebral y de los diferentes huesos, ya que tras el esfuerzo realizado para liberarse podría haberse producido una fractura fácilmente.

radiografía

Por suerte, Tim se encontraba bien, y salvo una enteritis (inflamación de las asas intestinales), no le observamos otros daños.

Además, completamos el estudio radiológico con una analítica sanguínea, donde observamos que existía un aumento de las transaminasas hepáticas y los marcadores renales, es decir, existía daño hepático y renal producidos por la toxemia.

Decidimos hospitalizar a Tim, y así poder ponerle tratamiento vía intravenosa, para que le hiciese efecto cuanto antes.

Tras dos días completos hospitalizado la diarrea hemorrágica de Tim fue remitiendo, y los vómitos que se produjeron el primer día al llegar no volvieron a suceder, pero Tim seguía sin querer comer, a pesar de que le ofrecimos la comida más rica que pudimos encontrar para él (pienso de gatitos, dieta blanda, jamón york….). Así que, debido a su buena evolución, decidimos dar el alta vigilada a Tim.

En su casa, sCapturain estrés, Tim se encontraba más tranquilo, y, poco a poco fue recuperando el apetito, hasta recuperarse completamente.

No siempre es fácil tener gatos hospitalizados, son animales muy sensibles a todos los cambios, y, en muchas ocasiones, eso hace que se pongan muy nerviosos a la hora de manipularles para cualquier procedimiento, teniendo en muchas ocasiones que sedarles para minimizar todo ese estrés. Pero Tim nos robó el corazón a todas desde el primer momento, se portó como un campeón, dejándose hacer las radiografías, sacándole sangre, poniéndole las vías, pero, sobretodo, recuperándose tan pronto.

Ahora ya puede seguir jugando como si nada hubiese pasado, ¡pero vigilando siempre la ventana!

ARGI, TODO CORAZÓN
Milú

Tags: , , , , , , , ,

Trackback from your site.

Leave a comment

You must be logged in to post a comment.